Animales

Cuidado de los hámster

Depositphotos_35809531_m

Una jaula lo más grande posible, con dispositivos en su interior para ejercicio y una estricta higiene de la misma, son aspectos fundamentales. Veremos la alimentación y otros aspectos destacables.

Dentro de la jaula tiene que haber un pequeño recipiente para la comida y una pequeña botellita para el agua. Como no les gusta mojarse y no les hace bien, es importante que el aporte de agua sea con un dispositivo de esta clase.

En cuanto a la alimentación, se venden preparados bien balanceados que son ideales. Como tienden a juntar los alimentos, estos preparados secos que no se deterioran fácilmente, son muy útiles. Cada tantos días se les puede dar alguna fruta, consultando con el veterinario.

Todos los roedores necesitan gastar sus dientes mordiendo superficies resistentes. Para eso, un simple trozo de madera no tratada, sin pesticidas ni nada químico, es muy útil. En las tiendas de mascotas se consiguen y es importante que lo tengan.

Si tenemos una pareja de hamsters, el tema de la reproducción será un problema. A las pocas semanas de vida ya se pueden reproducir (12 semanas) y la preñez es muy breve: 16 días. Pueden dar numerosas camadas al año. Si queremos que eso suceda, en la medida que se acerca el parto, hay que sacar el macho de la jaula. Una vez que nacieron, es fundamental no tocar a los recién nacidos ni a la madre. Se ponen muy nerviosas, y es muy frecuente que maten los cachorros. Como mínimo una semana hay que respetar esto.