Salud

Cuidados del perro en otoño

Cuidados del perro en otoño

Esta época del año no es muy buena para muchos perros, aunque hay serias variaciones individuales. Uno de los mejores perros que he tenido, Paco, un pastor alemán, disfrutaba especialmente del frío y odiaba el verano. Sin embargo, la lluvia y el frío son para la mayoría de los perros todo un problema que debemos tener en cuenta.

Paseo diario

Cuando las temperaturas bajan y sobretodo si tenemos varios días de lluvia, los paseos del perro son más cortos y hasta menos frecuentes. Este es uno de los motivos de que la obesidad y los trastornos relacionados por falta de ejercicio sean mucho más comunes. El punto es hacer igualmente los paseos, pero con la precaución de abrigar al perro (y nosotros). Si llueve, esperemos a que la lluvia sea menos intensa, pero igual paseas. Es importante acostumbrarlo a que use el chubasquero para que no sea un problema al momento de salir.

Mantenerlo seco

Hay que tener la rutina, al volver del paseo, de secarlo siempre. Un lugar que es una fuente de problemas son las patas, lo que ocasiona enfriamientos si las dejamos mojadas. El perro tiene que tener su toalla y hay que usarla cada vez que volvemos a casa. Como es época de muda de pelo y además  el pelo mojado favorece la formación de nudos, es clave tener la rutina de cepillarlo, mucho más que en la muda de primavera, si eso es posible.

Si nuestro perro es asmático o tiene problemas articulares, todos estos cuidados tienen que ser mucho más intensos, pero no significa que el perro pase todo el otoño encerrado.

  • Pingback: Llega la batamanta canina | Blog Regalos