Adiestramiento

Educación elemental del perro

Un perro, con la dedicación adecuada y los conocimientos suficientes puede ser adiestrado para muchas cosas. Bueno, un perro que tenga una inteligencia mínima, lo que no ocurre en todos los casos. Sin embargo, cualquier perro, por menos inteligente que sea, puede y debe ser adiestrado para tener una conducta adecuada para convivir en familia. Hay cosas que no puede hacer nunca y cosas que debe hacer siempre igual.

Un ejemplo de algo que debemos enseñar a hacer siempre igual, es las necesidades en un lugar concreto. Para eso, luego de alimentarlo paseamos con el un rato, lo acercamos al lugar elegido  y nos quedamos con el. En cuanto hace sus necesidades lo felicitamos. Lo que NO debemos hacer es refregarle el hocico si se ha equivocado, en la orina o excrementos. Eso no sirve para nada, es cruel y el perro no tiene como relacionar una cosa con otra. Por naturaleza el perro se acostumbra muy fácil a defecar y orinar en lugares concretos.

Otro objetivo elemental en la educación del perro para que sea un miembro de nuestra manada, es que no ladre como un loco todo el tiempo. Ya hemos visto en un post anterior como educar el ladrido, pero brevemente os recordamos, cuando ladra le llamamos la atención en el momento con un fuerte NO, y lo felicitamos cuando se calla. El NO tiene que ser seco y concreto. La felicitación es muy importante. Puede ser con un premio de comida o no. En lo personal prefiero alentarlo con cariño y no con alimentos.