Salud

Juguetes peligrosos para las mascotas

Es muy importante que nuestra mascota tenga buenos juguetes. Nada peor que el aburrimiento, por lo que es tan importante proporcionarle juguetes como todos los demás cuidados elementales. El problema es que algunos juguetes pueden ser peligrosos.

El primer punto es que el juguete no tenga partes pequeñas con las que el perro pueda asfixiarse. Claro que el criterio de pequeño o grande depende el perro. Una pelota que para un perro muy pequeño es enorme, para un Gran Danés es un bocado mínimo. Evitemos esos tamaños en los que el perro se pueda tragar el objeto. Cualquier material que se astilla, es peligroso.

Los huesos de cuero seco son ideales. Cuando están muy húmedos se ablandan pero luego se vuelven a endurecer y se pueden usar. Si conseguimos un hueso lo bastante grande como para que no pueda tragarlo y lo bastante fuerte como para que no pueda astillarlo, es un excelente juguete para uno o dos días. Mi perro en especial se divierte enterrando y desenterrando cada hueso que se le da, varias veces en el día.

Qué juguetes evitar

Para los gatos los ovillo de lana que parecen tan clásicos, no sirven. El gato puede tragar un extremo y se puede producir un problema serio que solo se pueda resolver con cirugía.

Si tenemos un loro es una buena idea darle para jugar un objeto de madera, siempre y cuando no tenga bordes con filo ni pinturas que puedan ser tóxicas. Muchas personas les dan a las aves campanas para jugar. No se debe hacer esto ya que pueden  y de hecho ha ocurrido varias veces con resultados fatales, tragarse el badajo.

Etiquetas: