Animales

Lo que realmente sucede en las fiestas bravas (parte II)

                   Lo Que Realmente Sucede En Las Fiestas Bravas Parte Ii

Continuando con la segunda parte del articulo, no podíamos dejar afuera un tema esencial de las fiestas bravas: La mutilación sistemática que realizan en los toros en el ruedo.

Ex toreros han admitido que se golpean en los riñones a los toros y se les cuelga pesas alrededor del cuello semanas antes de la “lucha” ,donde no tienen ninguna oportunidad realista de defenderse, escapar o ganar, y se las saca minutos antes de ser largados a la plaza. Otra técnica es privarlos de sus sentidos ya que suelen dejarlos a oscuras por 48 horas, así en el momento de salir al ruedo estarán ciegos. También se les pega repetidas veces en la cabeza con bolsas de arena de varios kilos para aturdir al animal y desorientarlo completamente.

Pero la verdadera mutilación comienza una vez cuando el animal esta adentro de la plaza. En ese punto se aproximan hombres que corren en círculos para desorientar todavía más al toro. Una vez que el animal está completamente agotado se le acercan hombres montados en caballos de ojos vendados para apuñar al toro con lanzas, estos hombres se llaman “picadores” y se encargan de que sus lanzas penetren el lomo del animal y luego las giran para hacer que pierda mucha mas sangre de sus músculos y se le dificulte levantar la cabeza debido al dolor.

Pero el animal todavía no ve su cruel fin, ya que después de esto se precipitan hacia él bandilleros a pie que no solo lo distraen, sino que les clavan nuevas lanzas. Con el toro completamente aturdido, adolorido y atravesado repetidas veces por varias lanzas, aparece el matador para causar unas exhaustas embestidas del animal agonizante e intentar matarlo con su espada hasta llegar a la estocada final.

Como ultimo paso aparece un nuevo verdugo a la plaza que realiza la fácil tarea de terminar de matar al animal sumiso con una daga que corta la medula espinal del toro, pero a veces ni siquiera logran hacer eso correctamente, dejando así al animal paralizado pero conciente mientras cortan sus orejas y cola como trofeo y lo arrastran de los cuernos hasta sacarlo de la plaza.

Imagen: otracordobaesposible

  • Pingback: Plantas y malezas invasivas | Blog Jardinería

  • Pingback: Especies invasivas ¿por qué son un problema? | Blog Jardinería