Adiestramiento

Los hamsters: adiestramiento

los-hamsters-adiestramiento

En un artículo anterior a este hablamos sobre las razas más conocidas de estas pequeñas mascotas, inquietas y simpáticas como pocas; a las que llamamos cariñosamente los alegres cachetones; hoy, y continuando con el tema, veremos la forma en que puedes ocuparte personalmente del adiestramiento de tu hamster.

Como en el caso de toda nueva mascota que llega a la casa es fundamental, durante los primeros días, el tratamiento especial que debemos darle a fin de que este pueda reconocerte como su amo y esencialmente como alguien en quien puede confiar y desterrar definitivamente el temor natural que tienen los animales respecto de los otros seres que los rodean.

Para esto, el primer paso en todo adiestramiento de hamsters debe estar siempre enfocado en el reconocimiento; la forma es tan sencilla como introducir tu mano en la jaula y dejar que la olfatee libremente, sin intentar agarrarlo ni acariciarlo, solamente que reconozca tu olor y te identifique.

Una vez logrado este primer acercamiento debemos pasar a la siguiente etapa: la de la confianza; para ello coloca una golosina en tu mano cuando vayas a introducirla en la jaula y déjala allí hasta que se acerque a comerla. Es sumamente importante en esta etapa que te armes de paciencia, espera hasta que se atreva a comer de tu mano, para eso mantén tu mano lo más abierta y quieta que puedas.

Una vez logrado este nivel fundamental de la confianza, comienza con el siguiente paso: la comunicación y los lazos de interacción. En este punto ya podrás sacar a tu hamster de la jaula y permitirle un poco de libertad en la interacción contigo. Siéntalo en tu regazo y deja que se trepe por tu cuerpo y te investigue según su propia  curiosidad. A medida que descubras que va tomando más y más confianza, comienza a acariciarlo o rascarlo suavemente.

Una señal de que estás yendo demasiado rápido para su gusto, sea cual sea el paso del adiestramiento en el que te encuentres, es que se echará sobre su lomo o te morderá; si algo de esto sucede, tómate más tiempo y sigue intentando. Nunca bajes los brazos, todo depende del tiempo que le dediques y de tu paciencia.

También es fundamental que le hables con voz suave y lo llames por su nombre para que se acostumbre y te reconozca, incluso por tu timbre de voz.

Todo esto puede parecer algo muy sencillo y trivial, sin embargo es un verdadero entrenamiento que requiere constancia de tu parte, sobre todo si tu mascota es un hamster más arisco o agresivo que otros.

 

  • http://hamstercomunconmezcladedorado miriam

    Hola me acabo de comprar dos hamters hembras,tienen 3 meses y son hamster comun con mezcla de hamster dorado,no se dejan coger me gustaria saber que trucos hay para que se dejen coger y que cuidados tienen k tener,he tendio otro y se le pelo el culete y le crecieron las uñas y no quiero que les pase lo mismo a estos.gracias

  • nopa

    pues mira cojes una gominola y te la pones en la palma de la mano y te dejas k te oliskee la mano y despues con el tiempo se te subira a comerse laa gominola y alcabo de una semana te cojera confianza y se te subira siempre k tu kieras

  • Anonimo

    o podrias tambien dejarlo una semana (mas o menos) y despues no le das comida durante 2 dias y al dia siguiente se subira a ti

  • FOPI

    Si es verdad pero quiero agregar que TAMPOCO HAY QUE RELLENARLO CON COMIDA Y O GOLOSINAS
    PD:ya me olvidaba por todos mis 21 hamsters que tuve toditos los entrené y son re tiernos
    besos pa todos
    FOPI

  • tete

    hola me preguntaba si se pueden adiestar pero no camo cosas tan simples como que suban a tu mano,como yo el otro dia le hice una especie de laberinto donde al otro lado habia comida y el lo cruzo sin ni un problema

  • Amenekiel-neko

    hola mi hamster es muy… arisco reconoce mi olor pero no deja siquiera que lo toquen cuando me huele me muerde si lo tocan se pone a querer morder ya no sé que hacer… intento de pero no quiere nada.

  • vicente lopez

    Tengo un hamster que era muy arisco y no me dejaba meter la mano en su jaula, y buscando por Internet leí que si le vas dando pequeños premios poco a poco lo vas acostumbrando a tu presencia, yo le daba un poco de una comida ecológica que compré .