AdiestramientoAnimales

Mascotas con instructivo

Quiero compartir algo que me ocurrió hace unos días, pero que tal vez a alguno de vosotros le ocurrió alguna vez, ya que no es un hecho excepcional. Fui de visita a casa de unos amigos que no veía hace mucho tiempo, y que me habían contado tenían un perro, cosa que jamás antes habían tenido.

Fue llegar y recibir una serie de instrucciones larguísimas. Que no mires al perro a la cara que no le gusta, no te levantes muy rápido del asiento porque desconfía. No levantes la voz que le molesta, etc., etc.

El dichoso perrito era un mestizo de tamaño mediano y muy mal carácter. O mejor dicho, el carácter que le han fabricado sus dueños. En esa casa se hace lo que el perro quiere, como es lógico cuando los humanos dejan que un simple perro ocupe el grado más alto en la escala jerarquía del grupo.

Sobra decir que la visita fue breve y muy incomoda. No sé si lamentarlo más por los dueños o el perro, pero el hecho es que así, no es.

Imagen: flickr.com