Animales

Otras causas de agresiones caninas (II)

Otras Causas De Agresiones Caninas Ii

En un post anterior veíamos algunas generalidades sobre las agresiones de los perros. Se pueden aplicar tanto a las agresiones intra-especie (con otros perros) como con los humanos. La mayoría de los problemas surgen por jerarquía. Hoy veremos más detalladamente otras causas.

La defensa del territorio es un motivo de conflicto. Claro que el perro considera su territorio aquellos lugares por donde se mueve con confianza. Puede, por lo tanto, rebasar los límites de nuestra vivienda. Pude creerse, por ejemplo, el dueño de la vereda. Es un problema que hay que evitar en la educación del perro.

La defensa de la cría por parte de la madre es algo que más o menos hemos visto todos. Algunas hembras pueden ser especialmente cuidadosas en este sentido, y hay que tenerlo en cuenta para evitar situaciones negativas.

Las agresiones por miedo pueden ser muy feroces. Si el perro se siente atacado y acorralado, atacará para defender su vida. Esto puede ocurrir con animales tímidos y miedosos, por más que parezca extraño. Situaciones de esta clase se pueden ver con dueños que castigan a los animales.

Un motivo poco frecuente es por hambre. En general son ataques en grupo de perros muy hambrientos y los blancos son animales de otra especie. Pero raramente pueden llegar a hacerlo contra otro perro o incluso humanos. Son situaciones sumamente lamentables.

Un perro que está sufriendo, puede responder con una mordida. Puede que no lo sepamos, y el perro tiene un dolor de oído o de una muela, y al tocarlo el perro muerde. Es una situación transitoria, no es que el perro se ha vuelto agresivo. Por este motivo, es posible que un perro normalmente tranquilo que ataque de un modo extraño al ser acariciado, y en todo caso debe ser revisado por el veterinario para descartar estas situaciones.

Imagen: flickr.com