Adiestramiento

Perros manipuladores

Hay perros que pueden tener conductas bien extrañas. Pueden claramente fingir un malestar para recibir más atención. Recuerdo siempre eso de uno de los versos famosos del Martín Fierro de Jóse Hernánez.

“el hombre no debe creer
en lágrimas de mujer
ni en la renguera del perro”

Lo de las lagrimas de mujer lo dudo, me parece bastante machista, pero hay rengueras de perro que son muy dudosas. El perro solamente cojea cuando lo están mirando, o hay veces que olvida de que lado era y cambia de pata.

Cuando sospechamos que el perro está fingiendo un malestar para obtener atención, lo primero es ir al veterinario para que descarte completamente que no esté enfermo. Tampoco es cosa de no creerle nunca. Pero si cuando no nos ve que lo estamos observando está perfectamente bien y al vernos aparecen los síntomas, es bien probable que nos esté manipulando.

Nuestra respuesta tiene que ser contundente: ignorar esa conducta. Claro que ayuda mucho, cuando lo vemos bien, premiarlo.

Imagen: elcorreogallego.es