Salud

Piensos light para mascotas, ¿sí o no?

perro con sobrepeso

Una de las principales preocupaciones que nos asaltan como dueños de mascotas surge cuando vemos que cogen algo de sobrepeso. Inmediatamente nos lanzamos a comprar ese pienso light que tan buenos resultados promete. ¿Es realmente la solución?

En este asunto, como en tanto otros relacionados con el mundo de las mascotas, lo importante es pensar en ellos con el mismo criterio que seguiríamos con nosotros. Es cierto que una alimentación adecuada resulta básica, ¿pero es lo único importante? Muchas veces, el sedentarismo afecta a nuestros animales tanto como a las personas, sobre todo a los perros. Así que es fundamental que les dediquemos el tiempo que haga falta para llevarlos a un parque a que hagan ejercicio de forma regular; una actividad que también nos servirá a nosotros para desconectar.

La composición es la clave

¿Son realmente útiles los piensos light o no pasan de ser una panacea? En lugar de comprar el primero que nos aparezca en la estantería del supermercado, debemos pararnos en alguna tienda especializada, como www.petclic.es, en la que además nos ofrecerán una atención directa que resolverá toda nuestras dudas. No sólo encontraremos un catálogo mayor donde elegir, sino que además nos aconsejarán sobre la composición de cada pienso y todo ello con la comodidad de hacerlo desde casa.  Uno de los principales problemas de la alimentación que se vende como light es que está pensada únicamente para adelgazar a nuestras mascotas, con altos contenidos de fibra y cereales. Tal vez le ayude a eliminar esos kilos de más, está claro, y además les saciarán antes… pero no le proporcionarán el sustento y la nutrición que precisan. A la larga, esto puede derivar en problemas de salud y debilidades que se advierten en el pelo, en las uñas… algo que puede ser especialmente relevante si acabamos de castrar a nuestra mascota, ya que precisamente necesitará recobrar toda la energía posible.

¿Debemos evitar, por tanto, el pienso light? No necesariamente, pero sí ser muy selectivos, leer bien su composición y no tener reparos si hemos de gastarnos unos euros de más con tal de comprar el más adecuado.