Salud

Un paritorio para la perra

Un paritorio para la perra

Cuando la perra de la casa se encuentra preñada, tenemos que tener todo previsto para el parto. La gestación de las perras dura aproximadamente 9 semanas, pero a las 8 semanas tal vez la perra comience a intentar anidar. Notaremos que rasca el suelo con sus patas, desordena un poco su cama y busca de alguna forma refugiarse. Para ese momento, lo ideal es ya tener todo previsto, lo que solamente nos implica un poco de organización y no mucho trabajo.

Veamos como hacerlo para tener todo pronto para el gran día

El primer paso es elegir bien el lugar donde va a parir. Tiene que ser un sitio tranquilo, no por donde hay personas pasando todo el tiempo. La iluminación de ser posible tiene que ser indirecta. La temperatura de agradable a cálida, ya que los cachorros no manejan bien su temperatura corporal.

Un lugar cómodo y tranquilo

Podemos hacer un rectángulo de madera, del que la madre pueda entrar y salir con facilidad (por lo tanto con las paredes muy bajas)  pero que los recién nacidos queden contenidos en ese lugar. La amplitud de ese lugar es clave, ya que la perra al tenderse no puede aplastar a los cachorros. Tienen que estar contenidos pero cómodos. Rodeando esa caja vamos a colocar una zona amplia con papel periódico en el suelo  y sobre el una lona, para dar más calidez. En el interior de la caja, también papel periódico y mantas que vamos a a ir cambiando en la medida que se ensucian. No molestar mucho, pero mantener la higiene.

Una idea es usar en lugar de una caja, una piscina de goma para bebes y en el interior colocamos las mantas. Claro que es clave respetar las proporciones dependiendo del tamaño de la hembra.